Cinco increíbles lugares para el ecoturismo en Yucatán

1.- Celestún

Celestún es considerada cuna del ecoturismo en México, su nombre significa “piedra pintada” en maya yucateco, es un tranquilo pueblo de pescadores situado 91 Km al oeste de Mérida. Aquí puedes encontrar extensos tramos aislados de hermosas playas y palapas donde se sirven los mejores pescados y mariscos en la región. Si buscas escapar de las multitudes de la ciudad y disfrutar de la naturaleza. Este sitio es ideal para ti.

Si tu espíritu de aventura va aún más allá, puedes alquilar un kayak y remar por los estrechos canales que conducen a través de los manglares y explorar algunas de las zonas más remotas de la reserva. La mejor temporada para ver flamencos es de noviembre a abril.

2.- Río Lagartos

Respira el aire puro que solo te puede dar un lugar como Río Lagartos, una localidad dentro de una de las reservas ecológicas más hermosas del país, cuyos pobladores se han preocupado por conservar el entorno, observa como levanta el vuelo el flamenco rosa por el ocaso y disfruta de la belleza incomparable de la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos.

Antes de la llegada de los españoles los mayas habitaron este increíble lugar y lo llamaron Hol koben, actualmente a Ría Lagartos se le conoce por los flamencos Rosas que aquí se refugian, sin embargo, descubrirás que existen mil razones más para enamorarte de una de las reservas naturales más bellas y ricas de México.

3.- Reserva biocultural Kaxil Kiuic

No está abierta al público como hotel y para ir necesitas una invitación o reservar en grupos de al menos quince personas, pero si quieres vivir una aventura inolvidable y eres amante de la naturaleza y sus maravillas no puedes dejar de conocer este lugar; su nombre lo dice todo: Kaxil Kiuic (kax -selva, il- de y kiuic – lugar de reunión- lugar de reunión en la selva.)

En este auténtico paraíso puedes observar al mítico Jaguar, Pumas, Jabalí de Labios, Coatí, Temazate y venado cola blanca, así como de varias especies de aves (Más del 20% de las especies conocidas de la península) Además es santuario para mamíferos menores, reptiles y muchas clases de insectos.

4.- San Crisanto

San Crisanto, es el lugar ideal para alejarte de todo y entrar en contacto con una naturaleza exuberante y llena de sorpresas a muy corta distancia de la capital yucateca; es una villa de pescadores muy amables y alegres que con gusto te llevarán a una aventura eco turística que ellos mismos han organizado.

Este grupo de emprendedores decidió aprovechar los recursos naturales del lugar, ojos de agua, sorprendente fauna, hermosos cenotes, y con sus machetes abrieron una serie de canales a través de los manglares. El recorrido entre cenotes y ojos de agua, donde puedes nadar a lado de enormes peces se realiza por medio de lanchas de fondo plano impulsadas por un guía con un largo palo en una especie de “Venecia Tropical”.

5.- El Corchito

Considerada una de las más importantes reservas ecológicas de la costa yucateca, El Corchito es ideal para amantes de la naturaleza y quienes prefieren lugares de tranquilidad. Se encuentra en la ciénega, por lo que es posible observar una amplia variedad de plantas y aves, incluidos flamencos; también se puede nadar en los ojos de agua.

El Corchito se encuentra en una zona ojos de agua idóneos para la observación de flora y fauna; rodeada de variada vegetación, que sirve de refugio y fuente de alimento a diversas especies como: aves, crustáceos, moluscos y reptiles entre otros. En este paradisiaco puedes encontrar amistosos mapaches y tejones.